viernes, 27 de febrero de 2009

Somos diferentes...

video

Me encanta este anuncio...por eso he querido compartirlo con vosotros.

En estos días lo están pasando por las televisiones. Y cuando lo veo siempre se me plantea la duda: ¿dónde estaría yo realmente?

He llegado a la conclusión que primero pasaría a ver ese maravilloso vestidor que tiene la amiga, pero rápidamente me bajaría al piso de abajo, me pirra la cerveza.

¿Y vosotros dónde irías?

domingo, 22 de febrero de 2009

La primera vez...

IX
Dicen que la primera vez
No se olvida.
¿La primera vez?
Me dejé llevar
Me calcé tu piel
Sentí tus pies
Tu respiración
Tu peso en mi cintura.
Me dejé caer
Y me hundí…
Tu boca en mi boca
Manteniendo la respiración.
Me dejé
Y me enamoré de ti.

sábado, 14 de febrero de 2009

domingo, 8 de febrero de 2009

Retos de papel y lápiz



No os sorprenda que quiera compartir con vosotros este nuevo reto. Mi primera novela va en camino. La foto refleja la creación en estado puro, remarques, tachones, decisiones de última hora.
Y me encanta, disfruto tanto escribiéndola que hay días que llego de trabajar y me pongo a ella, como si en lugar de estar escribiéndola estuviera leyéndola. Nació el 1 de enero. Estoy en el capítulo 20... cuando la tenga os aviso por si queréis leerla.

viernes, 6 de febrero de 2009

Me voy, te dije, al caer el sol

Llevo todo el día nerviosa.
Quizás presiento algo. Quizás estoy simplemente nerviosa.
Cuando me desperté esta mañana ya estabas levantado, café en mano, restos de zumo en el fregadero y una sonrisa de esas que te enamoran...Yo ya estoy enamorada de ti. Entonces no entiendo por qué estoy nerviosa.
Me duché y salí salpicando el pasillo hasta el dormitorio. Tú aún sonreías mientras cogías la chaqueta. Me vestí, el café me esperaba en la cocina, tú en el dormitorio.
Al salir de casa y habiéndome despedido cálidamente de tí, observé que olía a ti por todo el edificio. Y me volvieron los nervios.

Por la tarde, al llegar a casa había dos maletas encima de la cama. Fumando un cigarrillo, sonreías, te acercaste a mí...me volví a poner nerviosa.
Me voy, dijiste, al caer el sol.
Tus palabras me dieron calma, ahora era yo la que sonreía.